Living in the ghetto


Vivir con menos dinero, según veíamos el otro día, condiciona el nivel educativo y éste a su vez está asociado a mayor riesgo de sufrir infartos. Pero también comporta mayor riesgo de enfermedad haber tenido la mala suerte de haber nacido y vivido en un barrio del cuarto mundo.

Así al menos parece vislumbrarse de dos estudios recientes publicados en el mismo número de la revista American Public of Public Health. En el primer estudio, se analizó el impacto de vivir en una zona deprimida sobre el riesgo de padecer 6 enfermedades crónicas de alta prevalencia en la edad adulta, como son la diabetes, la hipertensión (¿o podríamos considerar ésta no como enfermedad, sino como factor de riesgo?), problemas cardíacos, enfermedad cerebrovascular, cáncer y artritis. Los resultados revelan que las mujeres son más sensibles a su medio ambiente social, ya que las que viven en ambientes económicamente más desfavorecidos y en zonas con mayor conflictividad y violencia tienen más posibilidades de padecer problemas de corazón (odds ratio [OR] = 1.20; P < .05) y cáncer (OR = 1.25; P < .05, mientras que los varones “sólo” tienen más riesgo de cáncer (OR = 1.31; P < .05).

Algo similar ocurre cuando tienes la desgracia de haber nacido en un país con un sistema de salud no universal y liberalizado, como ocurre en Estados Unidos, y padeces de un cáncer, pongamos de cólon. No sólo serás tratado con pautas quimioterápicas inadecuadas, sino que tendrás menor supervivencia. Resultados que tienen sin duda que ver no sólo con las posibilidades económicas, sino con el acceso a la asistencia sanitaria en dos sistemas de salud diferentes.

Una prueba más de que los servicios en salud no deben proveer diferentes caminos de atención sanitaria (público-de beneficiencia para los no pudientes, privado-de excelencia para los que se lo pueden permitir), ni de forma directa ni encubierta (como desgravando impuestos a los que concerten seguros privados). ¡A no ser que quieran agrandar las desigualdades en salud o abandonar el principio de universalidad, claro!

(Foto: Martutene Ghetto 2008, por street-zinema)



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s